16 de diciembre de 2010

JULIAN ASSANGE, PERSONA (NON GRATA) DEL AÑO

 

Los lectores de Time, por abrumadora mayoría, eligieron a Julian Assange como “Persona del Año”. Los editores de la revista, en un ejercicio de periodismo “democrático” e interactivo, decicieron concederle al final el premio al décimo en la lista, Mark Zuckerberg.

Y habrá quien se pregunte aún por qué los grandes medios americanos han perdido toda su credibilidad...
Cualquiera diría que Time ha decidido ponerse la mordaza de barras y estrellas, la misma con la que taparon la boca hace dos semanas a Julian Assange, no les fueran a tildar de “terroristas y antipatriotas”. Time ha decidido pues mirar hacia otro lado y plegarse con la prensa apolillada, la misma que allanó el camino hacia la guerra de Irak y se mordió la lengua ante la debacle financiera.

Poco ha cambiado desde entonces, cuando había que leer por la mañana la prensa británica para enterarse de qué iba guerra y esperar a que un blogero avispado o un documentalista en la trinchera nos revelara todo lo que no contaban los titulares de prensa.

Los grandes medios americanos se ensañan con Julian Assange y le llaman “terrorista digital”, y al mismo tiempo silencian (lo cuenta Glenn Greenwald en Salon.com) el tratamiento inhumano al más puro estilo Guantánamo que está recibiendo el “soplón” de WikiLeaks, el soldado Bradley Manning, confinado en un celda de aislamiento en la base de Quantico...

Pero estábamos con Time, y con su decisión de coronar al “inofensivo” Mark Zuckerberg –“por conectar a más de 500 millones de personas y cambiar el modo en que vivimos"- frente al “temible” Julian Assange, en un dilema sin duda tan espinoso como aquel del 2001, cuando Rudolph Giluani le ganó el pulso a Osama Bin Laden.

Un total de 382.026 lectores votaron por el fundador de WikiLeaks, frente a los apenas 18.553 que se inclinaron por el creador de Facebook. Entre uno y otro quedaron el primer ministro turco Recep Tayyip Erdogan (233.639 votos), Lady Gaga (146.378), los cómicos Jon Stewart y Stephen Colbert, el ultraconsevador Glenn Beck, Barack Obama, Steve Jobs, los Mineros Chilenos y el Parado Americano.

Sarah Palin, última portada de Time, ni siquiera metió baza en el “top ten”, ahí le duele. Ya tendrá la oportunidad de desquitarse como Mujer del Año en el 2012...

Carlos Fresneda, Nueva York
Publicado en el blog Crónicas desde EEUU

No hay comentarios: