12 de septiembre de 2012

'Volar' en bicicleta

El alcalde, Boris Johnson, está considerando la propuesta



Esto es lo más parecido a 'volar' en bicicleta… El arquitecto Sam Martin ha propuesto la creación de carriles elevados para que los ciclistas puedan viajar sin peligro de atropellos sobre las abigarradas calles de Londres.

El Skycycle, que así se ha bautizado la idea, puede resultar a simple vista utópico o futurista, pero el proyecto –que ha causado ya división de opiniones entre los propios ciclistas urbanos- puede estar más cerca de la realidad de lo que parece...

La propuesta ha pasado ya por la mesa del alcalde Boris Johnson, que la ha considerado como "interesante". Johnson, usuario de las dos ruedas e impulsor de la bici pública, ha puesto incluso en marcha un grupo de trabajo para la creación de carriles 'skycycles' que permitiría conectar las principales estaciones de Londres.

Aunque aún no hay un coste estimado de la propuesta, el sistema lo financiarían en principio los propios ciclistas, que podrían hacer uso del carril elevado usando la tarjeta de transporte (Oyster). Su finalidad primordial sería conectar los grandes intercambiadores, con rampas de acceso en las propias estaciones.

La propuesta de Sam Martin, al frente del estudio Exterior Architecture, consiste básicamente en la habiotación de plataformas elevadas -siguiendo sobre todo el trazado ya existente del ferrocarril- protegidas por paneles y ocasionalmente por 'tubos' de cristal que permitirían a los ciclistas circular con mayor seguridad y con un 90% más de eficiencia.


El peligro de ir en bici

La idea la tuvo Sam Martin hace dos años, cuando dejó de usar la bicicleta en Londres por considerar que no era seguro. El aumento de los accidentes en el 2011, con 16 ciclistas muertos en las calles de la ciudad, ha disparado las alarmas. El periódico The Times ha lanzado una campaña nacional por la seguridad de las dos ruedas y miles de londinenses ocuparon recientemente las calles de la ciudad para pedir la "conversión" al modelo holandés ("London Go Dutch!").

"Se calcula que en el 2020 se van a producir 1,5 millones de viajes en bicicleta en Londres", asegura Sam Martin. "¿Qué espacio van a ocupar los ciclistas? No hay sitios para más carriles bici en la superficie y tenemos siempre el problema de la congestión del tráfico".

"Skycicle es el siguiente paso natural para la bicicleta", afirma Martin. "Al alcalde le gusta la idea de conectar las estaciones con carriles elevados y ya en mayo se celebró la primera reunión de expertos para estudiar su viabilidad. Sinceramente pienso que podría ser el próximo paso para transformar la infraestructura de la ciudad".


 Sam Martin reconoce que las posibilidades de ver el Skycycle convertido en una realidad son escasas, "pero al menos existe la voluntad política y el interés real de la red de ferrocarriles". Si las cosas avanzan según lo previsto, el arquitecto espera que la primera sección del Skycycle –de una longitud de 2 a 5 kilómetros- podría estar operativa en el 2016, con la idea de “extender la red a un total de 100 kilómetros”.

La parte más ardua del proyecto, diseñado por Martin en colaboración con Oli Clark, ha sido "localizar la infraestructura del ferrocarril que puede ser adaptada al uso de las bicicletas". Según el arquitecto, las "estructuras victorianas podrían ejercer de soporte con muy pocas reformas, aunque ocasionalmente habrá que levantar plataformas específicas parala bicicleta".

"El objetivo no es 'limpiar' las calles de Londres de bicicletas ni separar obligatoriamente a los ciclistas", sostiene Martin, saliendo al paso de las tempranas críticas. "Se trata simplemente de dar una nueva opción a quienes viajen en dos ruedas".

Carlos Fresneda (Corresponsal) | Londres
Publicando en Natura de El Mundo.es

No hay comentarios: