24 de marzo de 2012

Mi fe ciega en el reverendo Billy

Que cosas, todavía recibo cartas postales escritas a mano, no son de amor, son de amistad profunda, pero quizás si tienen algo de amor, el dirigido hacia algunos momentos que nos unieron en el espacio tiempo a otros. He ido a correos a por el certificado, y del sobre enviado por Carles Miguel, compa de oficina en la Fundación Terra de hace unos años, saco regalos culturales. Lo primero la Guia de restaurants de Barcelona Vegetarianos (aquí a tu disposición) incluso con correcciones indicándome que uno ya no está. Busco mi más usado, La Riera, y como que me llegan las texturas de sus pizzas del viernes, o la vegui paella de los jueves... ( aquí unos elogios de cuando tiraba de sus menús como usuario con carnet..).


Lo que sigue de regalo es un ejemplar de El pequeño libro de las grandes decisiones, Carles Miguel y yo las tomamos en su día. El libro incluye 50 modelos de utilidad para la vida personal como profesional, trata como manual de aplicación de esas cosas que tendríamos que aprender de peques para vivir adulteces más armoniosas. Carles imagino que sigue siendo un poco brujillo, y que se habrá empapao este texto útil para el pensamiento estratégico, de su intuición por las cosas que iban a pasar nunca he conocido a nadie que atinara tanto.



Carles sabe de mi secreto a voces, yo que no oculto que soy un ateo sin remedio, muestro con orgullo el certificado de mi apostasía (wiki), aquí confieso que soy seguidor de una particular iglesia y de su pastor predicador. Si, aunque yo no he cambiado con la edad, hace ya unos años, allá por el 2004, vi la luz. Todo comenzó en una visita a Nueva York por asuntos de familia, Carlos Fresneda me pasó el texto sagrado en un ritual que no olvidaré nunca. Me habló por primera vez del reverendo Billy, siempre con su impoluta traje con patena al cuello, me describió sus curiosas misas, me hablo de su coro angelical, y de como el fotógrafo que envío el periódico de Carlos a una de las celebraciones, quedo trastocao unos días por lo visto en la liturgia y por el divino mensaje del reverendo. 

El mismo día que BCN inauguraba su tranvía y yo me fui a verlo, me enteré de la presencia divina en BCN, en mi interior recibí la llamada, ...en el móvil en el bolsillo. El reverendo Billy había llegado a la ciudad dispuesto a captar fieles para su iglesia, era mi momento, lo presentí, deje todo de lado, el tranvía ya estaba inaugurado y marche directo a la catedral ... de la cultura, lAMELUYA oi nada más entrar, y los fieles repetían con devoción. De aquel místico momento y lo que precedió dejé constatación de mi devoción en el acto I, luego le siguió el II y finalmente para demostrar mi particular beatez recogí del divino pastor una galería de imágenes que siguen impregnando mi sentir interior, aquí el acceso, por primera vez en la historia, a mis intimidades de culto (galería) de aquella liberación del maligno en una cafetería de la ciudad.

Lo que ha salido del sobre de Carles fue un recorte de su La Vanguardia con la mítica Contra como objetivo. Allá estaba de nuevo, resulta que el reverendo vino en febrero de este año a la ciudad, de nuevo a predicar en lugar de culto, aquí se puede leer su omelia y yo voy y me entero por la prensa vía un colega. Aquí confieso que me he encontrao mal, debe ser parecido a los que tienen su fé puesta el dogmas y religiones, un vacío existencial de sopetón. Me he leído el texto con pasión, donde clama a los cuatro vientos para librarnos de las garras del mal.

No he podido resistirlo y he buscado como un loco la senda recorrida por el reverendo en BCN, necesitaba conocer donde tuvo lugar su celebración principal, ya que no pude seguir su senda, sentir su luz, comprender su verdad y mira tu, que me encontrao con otro texto sagrado escrito, increíble, por el mismo. Me he quedao helao con su misión divina, al ver las imágenes del sagrado momento donde el padre y su rebaño invocan a la bondad de los gestores de un lugar del culto al dinero que dejen de invertir en plantas de carbón que generan CO2 y cambio climático. Uff, juro por lo más divino que he sentido como un haz eléctrico recorría mi interior, de verdad, aquí dejo acceso a la misiva.



¡¡ Viva larga vida el reverendo Billy y su iglesia del parar de comprar, de su actual congregación de Earthalujah !! y que vivan los colegas que no se olvidan de mis pasiones, ...gracies Carles Miguel por tu sobre lleno de amor a la amistad y que Gaia acoja en su seno a todas las personas con libertad de pensamiento y labores por el bien común... y cuanto más tarde, mucho mejor.

Manolo Vílchez

Aqui, de otro fiel seguidor, el reverendo cuando se presentó para alcalde de Nueva York, puedes colega imaginar a quien hubiera yo votao de tener opción...

No hay comentarios: