23 de junio de 2011

Basura somos

Foto: Isaac Hernández

A Elizabeth Royte se le ocurrió una manera un tanto original de “conocerse” mejor a sí misma: hurgar en su basura y desplegar todos sus residuos sobre el suelo...
     
Posos de café. Mondas de pomelo y de melón. Una cáscara de plátano. Los restos de la cena. Un paquete de galletas Fig Newmans. Dos botes de zumo. Una botella de leche de plástico. Una rebanada de pan duro. Dos bolsas de plástico con restos de vegetales. Un bote vacío de mantequilla de cacahuete. Un recibo del supermercado... Peso total: tres kilos.
     
Mirándose al espejo de su propia basura, Royte llegó a la conclusión de que tenía que hacer más, mucho más para reducir y separar sus residuos: “Una cosa es lo que decimos y otra lo que hacemos. Y nada refleja mejor quiénes somos que todo lo desechamos”.
     
Basura somos (con perdón) y Elizabeth Royte nos invita a seguir su peculiar camino de “búsqueda” personal, plasmado con el tiempo en un libro: “Garbageland”. No contenta con examinar sus residuos, Royte se empeñó en seguirle la pista y en descubrir cómo Nueva York “exporta” casi toda su basura desde el cierre del mítico vertedero de Fresh Kills, que “digería” hasta 11.000 toneladas diarias, acumuladas en montañas que competían en altura con los rascielos.
     
Indignada por la suspensión temporal de los programas de reciclaje en Nueva York, Royte denunció “el espectáculo de la basura” como el último y lamentable capítulo de la sociedad de consumo, desemascaró a “los ángeles negros del detritus” que sacan tajada de la situación y lanzó una llamada a la acción individual para reducir, reusar, reciclar y compostar en casa.
     
“Todos deberíamos hacer un esfuezo por visualizar el impacto de lo que desechamos”, sugiere Royte. “La visita al vertedero tendría que se obligatoria en las escuelas para que los niños aprendan pronto la lección: la basura no desparece mágicamente, sino que se acumula o se quema, que es aún peor. Hay verla y olerla para hacer la conexión”.
     
“Nada hay tan personal y local como nuestra propia basura, y sin embargo nada tiene posiblemente un mayor impacto global”, asegura la autora de “Garbageland”, que se pregunta qué pensarán los arqueólogos en 300 años, cuando descubran la insospechada y absurda vuelta al mundo no sólo de las materias primas, también de los residuos.
     
Royte se siente de alguna manera deudora del auténtico arqueólogo de la basura, William Rathje, que en 1973 lanzó el “Garbage Project” con la intención de reconstruir la vida y milagros de los habitantes de Tucson a partir de lo que encontró en sus cubos...
    
Hurgar en nuestra propia basura es la última experiencia zen de nuestra sociedad”, escribía Rathje. “No sólo puedes verla, olerla y clasificarla, sino que puedes llegar a una intimidar con ella. De una manera o de otra, todo el mundo debería rebuscar en sus inmundicias”.
      
El caso es que aplicando unas cuantas reglas muy básicas –compostar la residuos orgánicos, no usar bolsas de plástico, comprar a granel, eliminar las papeleras dentro de casa- Elizabeth Royte consiguió “adelgazar” notablemente sus desechos, que en Estados Unidos rondan los 760 kilos al año por cabeza (575 en España).
      
Empeñada en cuantificar y sacar a flote todo lo tiramos, la autora de “Garbageland”  ha dado una nueva vuelta de rosca al periodismo de investigación con “Bottlemania”, una denuncia apabullante del negocio del agua embotellada. Todos los días en Estados Unidos, se consumen y se desechan 60 millones de botellas de plástico. En el Pacífico, ya lo sabemos, existe ya una inmensa “isla” plastificada con todos nuestros desechos flotando. ¿Acabaremos nadando en "Basurolandia"?

Carlos Fresneda, Nueva York

Cocinando con el sol en una punta del planeta

Antto fue rockero, ahora es chef, tiene dos restaurants en Helsinki, del culto para la afición, y este verano, en los días de sol (los que no estará cerrado) una performance que une a Antto con las cocinas solares alSol y la cerveza más apreciada en la zona, dará que hablar, se puede seguir aquí desde el Lapin Kulta Solar Kitchen Restaurant

Y a continuanción, ensayos en ese lugar del mundo que a nivel del sol, aunque sea el mismo, tanta diferencia tiene con otros donde también le damos a esto de cocinar sin combustibles, enfriando el planeta, gozando de la vida en una sociedad en stress crónico, menos mal...

Manolo Vílchez

Cómo combatir la esclavitud del siglo XXI...

  • 'Games for a Change' cambia la visión de los videojuegos tradicionales
  • 'Los juegos pueden invitar a la gente a solucionar grandes problemas'
  • La periodista Chelo Álvarez-Stehle, en la presentación del juego 'SOS-Slaves'
  • 'El juego promoverá el uso de la inteligencia en vez de la violencia', dice

"Mi viaje personal en el problema del tráfico humano empezó tras mi encuentro con niñas de doce años que eran vendidas en los templos de Nepal para ejercer durante toda su vida como prostitutas"... Así arrancó el relato de Chelo Álvarez-Stehle, periodista, documentalista y ex colaboradora de EL MUNDO, en la 'demostración' en 'Games for Change' del juego 'SOS-Slaves' , con el que aspira a concienciar a la gente sobre 'la esclavitud del siglo XXI'.

Lo que empezó como un reportaje para la revista 'Planeta Humano', acabó cuajando en un documental, 'Niñas de Hojalata'(dirigido por Miguel Bardem) y en un proyecto de activismo para rescatar a las víctimas de la esclavitud sexual (Masala Project). Álvarez está trabajando ahora en nuevo documental ('Sands of Silence') y se encuentra en fase de preproducción de SOS-Slaves, en colaboración con David Navas (ilustrador/animador) y Ian Peter Hosfeld (lead artist)...

"El juego consiste en meterte en la piel de un 'avatar'... Awa es una niña explotada en las plantaciones de cacao en Africa; Lupita es una emigrante mexicana explotada por los coyotes a su llegada a Estados Unidos; Ram es un niño nepalí trabajando en una fábrica de alfombras en india; Natasha es una adolescente rusa, víctima del tráfico sexual en España; Bill es un trasunto de William Steel, el abolicionista que ayudaba a escapar a los negros del sur en contenedores de trenes".

"La idea es que los 'jugadores' experimenten primero lo que es un día en la vida de estos niños y luego imaginen una vía de escape. El juego promoverá el uso de la inteligencia, en vez de recurrir a la violencia, y contará con aplicaciones para ayudar a elegir marcas de comercio justo (en el caso del chocolate) y con vínculos con ONGs que trabajan en el tema de la trata de personas".

"Hemos hecho ya varias presentaciones en las escuelas, y la respuesta de los estudiantes ha sido impresionante. A los chavales, a partir de los 13 años de edad, no hay que explicarse lo que es la explotación sexual. Muchos de ellos lo han visto en las películas, o algunos han tenido incluso una experiencia cercana o directa. El objetivo del juego, en cualquier caso, es despertar su sensibilidad hacia el tema, ayudarles a tender puentes con otros tipos de esclavitud que han existido en el pasado y hacerles pasar a la acción".

A 'SOS-Slaves' le falta aún el empujón económico final para dar forma al prototipo funcional. Al cabo de 14 años volcada en el tema, Chelo Álvarez-Stehle siente "la urgencia de ver realizado este proyecto en la primavera del 2012 para dar poder a las presentes y a las futuras generaciones".


Carlos Fresneda (Corresponsal) | Nueva York

¿Pueden los juegos cambiar el mundo?

Al Gore habla durante la conferencia de 'Games for a change'. | Carlos Fresneda
Al Gore habla durante la conferencia de 'Games for a change'.


¿Pueden los juegos cambiar el mundo? ¿Es posible divertirse y «activar» la conciencia social al mismo tiempo? ¿Hay una manera de derribar las barreras entre el mundo digital y la acuciante realidad?
La respuesta es cada vez más obvia. Basta con pasar un par de horas en el cónclave anual de 'Games for Change' para «cambiar» radicalmente la visión que teníamos de los juegos y abrir las puertas a un universo paralelo que hasta ahora desconocíamos.

'Inside the Haiti Earthquake' nos mete en la piel de un superviviente, de un trabajador de una ONG o de un periodista en el devastador terremoto del 2010. 'Oceanopolis' nos sumerge como nunca antes en el daño que la especie humana está causando a las profundidades marinas.

'Collapsus' nos transporta a un mundo posible y cercano en el que la energía es el bien más escaso y preciado. 'Ecotopia' nos ayuda a reducir nuestra huella ecológica con una serie de «actos verdes».
«Ha llegado el momento de reconocer los juegos como lo que son: un poderoso medio de comunicación de masas», proclamó Al Gore en la apertura de 'Games for Change'. «Lo que hemos hecho hasta ahora no ha sido más que empezar a explotar su potencial".

"Los juegos pueden llegar a enormes audiencias e invitar a la gente a ser parte de la solución a los grandes problemas a los que tiene que hacer frente la sociedad».
El sueño de Al Gore sería algo así como un 'Farmville' del cambio climático. "Con la eclosión de las redes sociales y de la tecnología móvil, con plataformas como Facebook o Android, no hay quizás un medio tan poderoso y con tanto impacto. El diseño de juegos es un 'oficio' que puede aprenderse ya en las universidades y en las escuelas. La 'gamificación' de la sociedad es una tendencia imparable; y de hecho es una de las mejores maneras de aprender".

'Games for Change' lleva ocho años explorando esa veta y derribando el estereotipo de los juegos como simple y adictivo pasatiempo (o lo que es peor, como sucedáneo de la violencia). Las barreras entre juegos «serios» y de entretenimiento cayeron ya hace tiempo, y aquí tenemos a Nick Fortugno, fundador de Playmatics, hablando del 'zen' y el arte de los juegos serios: "Si le quitamos la diversión, el reto y la competición, dejan de ser juegos".

"Los juegos son el lenguaje de los niños en la era digital", sostiene la española Chelo Alvarez-Stehle, que presentó en Games for Change una demostración de SOS_Slaves, un juego para concienciar a los adolescentes sobre la esclavitud del siglo XXI: la "trata de personas" o «human trafficking». "Todos tenemos una tendencia a querer jugar. Al fin y al cabo, así es como aprendemos de niños ¿Qué mejor que estimular esa capacidad o saber encauzarla hacia una causa social?".

«¿Pueden los juegos cambiar el mundo?», le hacemos la inevitable pregunta a Chelo Alvarez-Stehle. "El juego tiene sin duda la capacidad de capturar la imaginación de quien lo practica. Y tiene también la virtud de ofrecerle herramientas que luego pueden ser útiles en la vida real. Los juegos sirven también para compartir experiencias y pueden tener un efecto multiplicador gracias a la intersección con otros medios, como el vídeo o las redes sociales, lo que llamamos 'transmedia'".
«Commons», galardonado con el premio Reto del Mundo Real de 'Games for Change', ofrece por ejemplo soluciones para la "revitalización urbana" en forma de juego, al que quedan invitados tanto los vecinos y activistas como los propios arquitectos y urbanistas.

En Enercities, el objetivo es usar, "la ciudad como metáfora de un mundo sostenible», según Derk De Geus, de los estudios Paladin en Holanda. El juego –sufragado en parte por un consorcio europeo en el que ha participado la Agencia Provincial de la Energía de Granada- se ha convertido en herramienta vital para educadores e incluso para planificadores urbanos y políticos locales.

Nos despedimos finalmente con Ludwig, un robot al estilo WALL-E, cuya misión es construir un mundo impulsado mayormente por energías renovables. Su creador, el austriaco Jorg Hofstatter, admite que el mayor reto no ha sido dar relevancia científica y educativa al contenido, sino derribar el muro que aún separa a la enseñanza tradicional del prometedor horizonte de los juegos.
"Afortunadamente, hay un puñado de profesores ambiciosos que ya han empezado a usar y a entender el gran potencial de los juegos en las clases».

Carlos Fresneda (Corresponsal) | Nueva York

Las inundaciones del río Missouri amenazan a dos centrales nucleares

Central nuclear de Fort Calhoun sumergida bajo el agua. | EL MUNDO

Central nuclear de Fort Calhoun sumergida bajo el agua. | EL MUNDO
Las inundaciones del río Misuri amenazan a dos centrales nucleares en el estado de Nebraska, rodeadas por completo por el agua. Pese a la alarma que han provocado las imágenes -en las que los reactores parecen emerger en mitad de un lago- la Comisión Regulatoria Nuclear (CRN) asegura que la situación está bajo control y no existen riesgos para la población.

La central de Fort Calhoun, a 30 escasos kilómetros de la ciudad de Omaha, fue apercibida hace un año por su insuficiente protección ante las inundaciones. Su único reactor permanece apagado desde hace dos meses para la recarga de combustible. La puesta en funcionamiento fue retrasada precisamente por un incendio en su propio sistema eléctrico el pasado mes de junio.

Desbordamiento del río Mississipi que podría afectar al Misouri. | APDesbordamiento del río Mississipi que podría afectar al Misouri. | AP
La central nuclear de Cooper, al sureste de Nebraska y en la línea divisoria con Iowa, está sin embargo activa al 100%, pese a que el agua está a menos de 40 centímetros del nivel considerado máximo para decretar el cierre temporal por inundación. La máxima autoridad nuclear lo considera como un "evento inusual", pero no hasta el punto de disparar la alarma.

Aunque las lluvias en la cuenca del Misuri podrían agravar la situación en las dos centrales, el portavoz de la CRN, Viktor Dricks, ha asegurado que "se han tomado todas las precauciones necesarias para afrontar las condiciones de inundación". El Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Tierra está intentando controlar la crecida con los sistemas de canalización y presas del Misuri -el río más largo de EEUU- pero todos los intentos han sido hasta infructuosos.

En el caso de Fort Calhoun, a 20 minutos de la ciudad más poblada del estado, el nivel del agua, en este caso, ha superado ya en 30 centímetros el máximo de seguridad. Aunque la central está 'apagada', la preocupación se ha extendido a las 165 toneladas de combustible usado, encapsulado y almacenado en seco en la propia central nuclear.

Inundación catastrófica

Los inspectores de la Comisión Regulatoria Nuclear detectaron el año pasado serias carencias en la protección contra inundaciones y 'castigaron' a la central con dos advertencias amarillas (el segundo color por el orden de gravedad, detrás del rojo). En marzo pasado, la planta aseguró haber reforzado y ensayado las nuevas medidas de seguridad "ante el suceso improbable de una inundación catastrófica".

En junio, un pequeño incendio dejó sin electricidad la planta nuclear. Durante más de 90 minutos, los sistemas de refrigeración del combustible no funcionaron, aunque los responsables de la central aseguran que contaban con un margen de hasta 88 horas para reparar la avería sin riesgos.
Tras el accidente de la central de Fukushima, la CRN está realizando una nueva evaluación de los 104 reactores nucleares de Estados Unidos, ante la eventualidad de terremotos, huracanes, inundaciones, sequías extremas y tornados. Al menos una veintena de los reactores se encuentran en zonas de alto riesgo de desastres naturales, como Luisiana y Florida, donde los reactores han sido apagados en varias ocasiones en prevención de huracanes.

La central de Waterford, en las inmediaciones de Nueva Orleans, fue construida una zona de alto riesgo de inundación en el delta del Misisipí y fue cerrada temporalmente como consecuencia del paso del huracán Katrina, aunque ha vuelto a funcionar con normalidad.

Carlos Fresneda | Nueva York

21 de junio de 2011

Los 'indignados' de Nueva York

Fotos: C.F.

Son pocos, pero montan cada vez más bulla. Están desparramos con sus sacos de dormir y sus pancartas entre un laberinto de andamios, en la esquina de Broadway con Murray Street. Hacen sonar el tambor ante el desfile de paseantes y la mirada escéptica de decenas de policías. Corean consginas como “¡Queremos Justicia!”, “¡Más profesores, menos guerras!” o “¡Solidaridad con Grecia y España!”.

Son los “indignados” de Nueva York, acampados frente al Ayuntamiento y en este lugar que han bautizado como “Bloombergville”, en honor al multimillonario alcalde y a sus multimillonarios recortes presupuestarios...

  
 “Acá estamos no solamente indignados, sino también endeudados”, atestigua Lucas Vázquez, 17 años, estudiante de “high school”. “Se nos cierran las puertas para encontrar trabajo, y nos cuestan cada vez más caros los estudios. Ahoran quieren echar a 6.000 profesores: esto es el principo del fin de la enseñanza pública”.
    
“Lo que está pasando aquí, y lo que está ocurriendo en Grecia y en España empieza a parecerse mucho a lo que pasó en Argentina”, denuncia Lucas, con su acento platense. “Y la causa es siempre la misma: los políticos hacen los “pedidos” de las corporaciones y se olvidan de las necesidades de la gente”.

    
Hoy se cumple por cierto la primera semana de la creación de Bloombergville, y para celebrarlo hay pastel de espinacas y pastas griegas, en homenaje a la estudiantes y a los trabajadores en las trincheras de Atenas. Tarde o temprano habrá tortilla de patata y sangría, a la salud de los “indignados” en la Puerta del Sol.
    
César Arenas, profesor de la Universidad de la Ciudad de Nueva York (CUNY), está tendiendo los primeros puentes entre Bloombergville y ¡Democracia Real Ya!... “Aquí cuesta más movilizarse, pero los grupos de izquierda tienen una experiencia organizativa muy interesante. Pese a nuestras diferencias, tenemos muchas afinidades”.
    
Emily Turonis, de Neoyorquinos Contra los Recortes Prespuestarios, estuvo en la Puerta del Sol y ha querido mantener bien viva la llama a su regreso a Nueva York... “Aunque aquí hay una gran diferencia: casi siempre tenemos más policías que manifestantes”.

    
La afroamericana Dinae Anderson, 15 años, estudiante de Harlem, se ha unido a la sentada/dormida ante el temor acuciante por el futuro que se le viene encima: “Cada año ves como se cierran puertas y más puertas. Se nos está negando el dinero para la eduducación, para la salud, para el transporte, para los derechos más básicos”.
     
Mentar a Obama es pinchar definitivamente en hueso en Bloombergville. Emma Smith, 22 años, estudiante de Ciencias Políticas y acampada con una larga veintena de “indignados”, no oculta la sensación de fraude: “Yo fui de las que tenía esperanza en el cambio, pero el cambio no ha sucedido... Seguimos en manos de Wall Street y de los señores de la guerra. Los mismos que causaron la debacle económica son lo que siguen repariéndose los millones mientras los ciudadanos pagamos la factura. Obama, con sus acciones, ya ha desmotrado con quién está”.
     
Dormir afuera, Levantar Voces y Luchar contra los Recortes Presupuestarios”... Esa es la proclama en dos lenguas de los idignados/indignants, que el 22 de junio al mediodía se unirán a la protesta popular ante frente al pórtico de Wall Steet: “¡Trabajo para todos!”, “¡Proteged Nuestro Futuro!” “¡Que paguen los ricos!”...


Carlos Fresneda, Nueva York
Publicado en el blog Crónicas de Nueva York de El Mundo.es

20 de junio de 2011

El genocidio de Guatemala abre el Festival 'Human Rights Watch' de Nueva York

"Granito: How To Nail A Dictator" theatrical trailer from Skylight Pictures on Vimeo.

  • 'Granito' vuelve sobre los pasos de 'Cuando las montañas tiemblan'
  • Narra el proceso judicial iniciado en España contra el dictador Ríos Montt
  • El juez Pedraz y la abogada Almudena Bernabéu, entre los protagonistas

Pamela Yates hizo historia en 1983 con una denuncia sangrante sobre el genocidio en Guatemala: 'Cuando las montañas tiemblan', la película que presentó al mundo a una poderosa mujer maya llamada Rigoberta Menchú.

Casi treinta años después, la cineasta norteamericana ha creído que ha llegado el momento de poner su definitivo 'granito de arena' para que los responsables de las matanzas que causaron más de 200.000 muertos se sienten por fin en el banquillo.

'Granito' se titula precisamente el documental que hurga en las heridas abiertas de la masacre, como la entrevista con el dictador Efraín Ríos Montt, reconvertido con el tiempo en congresista, aunque 'acorralado' en su propia tierra por el proceso iniciado en el 2006 en España.

La película abrió el Festival Human Rights Watch de Nueva York horas después de la noticia que ha devuelto la esperanza a los guatemaltecos que perdieron a sus familias: la detención del ex general Mario López Fuentes, acusado de la matanza de 300 indígenas mayas en la región de Ixil en 1982.
"No sé si ha sido un guiño del destino o si es acaso el principio del fin de la impunidad con la que han vivido los generales", aseguró Pamela Yates, que sin embargo recalcó las luces y sombras que atenazan constantemente Guatemala: el favorito para las elecciones de septiembre no es otro que el general en Otto Pérez Molina, al frente del Partido Patriota y prometiendo "mano dura".

El revuelo causado por 'Granito' desde su proyección en el Festival de Sundance ha llegado ya hasta Guatemala y amenaza con irrumpir de lleno en el proceso electoral. "Esperemos que la película sirva para movilizar a la población y sacar a los generales de la complacencia", declara la abogada Almudena Bernabéu, que puso en marcha el proceso judicial por el genocidio e intentó reclamar la extradición a España de Ríos Montt.

"Es un escándalo que todos los generales sigan viendo como si tal cosa y en el mismo lugar donde lo llevan haciendo desde que ocurrieron las masacres, convencidos de que nunca tendrán que rendir cuentas", advierte Bernabéu.
Freddy Peccerelli, antropólogo forense, no deja de recibir amenazas de muerte por su rebuscar en las fosas colectivas del cementerio de la Verbena, empeñado en poner nombres y apellidos a los cadáveres anónimos. Alejandra García tampoco se ha dejado amilanar por quienes han intentado impedir que llegue hasta el final en la muerte de su padre, Fernando. Antonio Caba vive esperando el día en que pueda ver sentados en el banquillo a quienes ordenaron la ejecución de su propia familia ante sus ojos de niño.

'Granito' tiene algo de premonitorio en su título, deudor de la Premio Nobel de la Paz Rigoberta Menchú, que explica ante la cámara su auténtico sentido: "No podemos realmente cambiar las cosas por nosotros mismos, en solitario, pero podemos ayudar a que cambien, poniendo nuestro granito de arena y contribuyendo al cambio colectivo".
'Impunidad', dirigida por Juan José Lozano y Hollman Morris, nos ofrece otra incursión no demasiado lejana en los crímenes de los paramilitares en Colombia. 'La Toma', de Angus Gison y Miguel Salazar, captura entre tanto el asalto al Palacio de Justicia por los guerrilleros del M-19 y el drama personal de la mujer de Carlos Rodríguez y tantos otros 'desaparecidos'.

En 'Familia', Mikael Wistrom y Alberto Herskovits siguen entre tanto las tribulaciones de Naty, una emigrante peruana que decide dejar atrás a su propio marido, Daniel, para salir de la pobreza y trabajar con su segunda 'familia' en España.

Las protestas callejeras en Irán ('The Green Wave'), el tráfico humano ('The Price of Sex'), los coletazos de la guerra contra el terror ('Better this World', 'You don't like the truth-4 days in Guantanamo'), la persistente persecución de las mujeres en Afganistán ('Love Crimes in Kabul'), el impacto del SIDA en Africa ('Life, above all') o la redención en medio del gueto urbano ('Lost Angels') completan el programa del Festival del Cine Human Rights Watch que se celebra hasta el 30 de junio en la Film Society del Lincoln Center.

Carlos Fresneda, Nueva York

Breve resumen de un día de un mes de Democracia Real (in progress)

Tocaba levantarse y mirar la red social a ver que tal las sensaciones y un vistazo a los medios sobre lo de ayer. La prensa facha cortando cabezas y olvidando el gran angular, normal y que esperabas. La prensa necesaria recopilando desde su ética, la verdad. Aquí una extraordinaria relación de lo acontecido ayer más allá de Madrid y BCN, con vídeos suficientes para sentir la fuerza del cambio. Y en Diagonal Web el resumen de esas manifestaciones históricas sin partidos, sindicatos y credos, sólo la ciudadanía no subvencionada.

Ignacio Escolar ofrece lucido y claro como siempre en su labor de cronista real democrático las Siete claves sobre el #19J. y el juez Garzón convoca y animó ayer, desde ese periódico educativo y comprometido que es ya el único que miro con atención, una oda a los "indignadanos" de muy recomendable lectura y valoración. Y acabando los desayunos me escucho y veo a Jon Aguirre, el portavoz de Democracia Real Ya, defendiendo y exponiendo con elegancia y claridad supina en los platós de la TV la esencia del sentir de millones de ciudadanas que han comenzado una revolución hacia la democracia participativa. Jon asegura que "es injusto que en un mes se nos pida lo que los políticos no han hecho en años". Yo que no estudié sólo veo en mi indignadano alrededor compañeros de especie tremendamente bien preparaos, exquisitamente bien educaos y afortunadamente bien activos que compensan por mil la caspa y la obsolescencia de tanto piante y comunicador que comienza a verlas venir y no sabe bien por donde tirar. Por ello estoy muy agradecido, cogemos todas en la democracía real, seamos y vengamos de donde sea. Y no digamos de tanto político siglo XX, Felip Puig sale a defender lo pasado como si el mundo fuese ahora el de su infancia, ignorante y preocupante que esas visiones sean de alguién que tiene la batuta de Interior de sus conciudadanos de Catalunya.

Ahora que ya no hacen falta los medios del siglo pasado y que la neurona colectiva está lista y activa para conectarnos por primera vez en nuestra larga historia evolutiva de humanización, ¿el anhelo de un mundo en Paz y una conciencia crítica de especie porque no va a ser posible?

Y mira por donde me encuentro una trabajo extraordinario salido desde El BIFI (http://15m.bifi.es) sobre la propagación en las redes sociales del fenómeno 15M. Y copio: El estudio realizado en colaboración con Cierzo Development ha tenido como objetivo investigar, por una parte, las propiedades estadísticas de la información difundida y por otra, cómo son los patrones de conexión entre aquellos que propagan y reciben dicha información. Y dejo aquí sus conclusiones a la vista


Y yo por mi parte, dejo aquí galeria de imágenes de donde me tocó estar, en BCN, hermosa a las puertas de un verano emocionante,  asistiendo a una fiesta cívica, pacifica y de combate por la Democracia Real por llegar. Rodeado de ciudadanas de toda edad y condición que con su creatividad y presencia dan energía a un cambio necesario. Ayer la levadura estaba activa, ayer había aires de ilusión, aires de compromiso, aires de necesidad y de urgencia...



Manolo Vílchez, indignadano listo para la acción

18 de junio de 2011

Accionistas del Santander, diciendo la verdad al igual que otros

Álvaro José Van Den Brule en la junta de accionistas del Banco Santander 2011, en nombre de su hija en paro y de los activistas de un futuro justo, solidario y sin ladrones.


Harry Potter (Don Carlos Pesquera) acusa a la oligarquía de financiar el tráfico de armas.



El padre de la biodiversidad



Foto: Isaac Hernández

Edward O. Wilson, alumno aventajado de Charles Darwin, acaba de vislumbrar el otro futuro posible junto a las Islas Galápagos... “Estuve hace poco en Ecuador, uno de los países con mayor biodiversidad del planeta. Los derechos de la naturaleza están protegidos allí desde el 2008 por la Constitución, y ahora están buscando la fórmula para progresar económicamente preservando a toda costa el medio ambiente ¿Por qué no construir el futuro alrededor de esa riqueza?”

¿Y si otros países dieran el mismo paso? ¿Y si lográramos frenar el avance implacable de la marabunta humana y proteger al menos la mitad del planeta? ¿Y si “salvar la naturaleza” se convirtiera en el imperativo moral del siglo XXI?

Edward O. Wilson, el mayor especialista en el belicoso mundo de las hormigas, ejerce también de entomólogo de la especie humana. Desde su mirador en el Museo de Zoología Natural de Harvard y en incontables viajes de campo, el “padre” de la biodiversidad y de la sociobiología ha explorado como ningún otro las profundas conexiones entre la naturaleza del “homo sapiens” y nuestro comportamiento como especie...
    
“Y aunque no tengo demasiadas esperanzas en que nuestra naturaleza destructiva cambie, sí confío sin embargo en el poder de nuestra inteligencia”. Sostiene Wilson que la sexta extinción, provocada en gran medida por el hombre, está ya en marcha y es irreversible. El cambio climático, advierte, está acelerando peligrosamente la destrucción de los habitats. Aunque lo que sí podemos hacer es “ralentizar su marcha” y evitar que de aquí a finales de siglo puedan desaparecer la mitad de las especies del planeta.
      
“Vivimos en el paraíso absoluto y no nos damos cuenta”, asegura Wilson, fanático de “Avatar”, que acaba de contribuir al género de la ficción “ecológica” con “Anthill” (su libro número 25). “Las obras de ensayo te dan prestigio y algún que otro premio”, admite, “pero a la hora de la verdad la gente quiere ver o leer historias, y eso es lo que hecho. He vuelto a ser el niño fascinado por la naturaleza y por las hormigas en el sur de Estados Unidos, luchando esta vez contra los molinos de viento de la especulación salvaje que quiere talar su bosque”.
       
Con dos Pulitzer en sus espigadas espaldas (por “Las hormigas” y “Sobre la naturaleza humana”), Wilson anda tramando ahora el libro “total”, con el que cerrará la trilogía de la unidad del conocimiento... “En el siglo XX desmontamos el mundo como si fuera una reloj. En el siglo XXI nos toca integrar todas las piezas para que cobren finalmente sentido”.
       
Estamos empezando a entender que los ecosistemas son mucho más que la simple suma de sus partes”, asevera el gran “polinizador” de las ciencias. “Vivimos en sistemas tremendamente complejos, fruto de millones de años de evolución. El “homo sapiens” ha irrumpido en escena hace muy poco, y su afán por saberlo todo sólo es comparable a su capacidad para destruirlo... Pero aún somos unos ignorantes. Sabemos poco, muy poco, del mundo insectos. Y desconocemos casi todo sobre la vida de los microorganismos”.
       
Todo esto lo dice Wilson, el “naturalista” por excelencia, con la experiencia de haber catalogado más de 450 especies de hormigas. Cerca de su despacho está precisamente la mayor colección del planeta, con más de 5.000 representantes de otras tantas especies de ese micromundo que le apasiona y le inquieta: “La hormigas son maravillosas, pero es difícil llegar a amarlas. Si nos comportáramos como ellas, seríamos perfectos esclavos dentro de las colonias y estaríamos permanentemente en guerra”.
       
Como Navokov con sus mariposas, Wilson ha trascendido a sus hormigas y ha entrado a sus 82 años en el pabellón de los humanistas inmortales. Se distingue, eso sí, por su proverbial optimismo y por esa sonrisa sabia, antídoto contra el fatalismo al uso: “Si aprendemos las lecciones, podemos lograr que el siglo XXII sea el paraíso en la Tierra”.


Carlos Fresneda, Nueva York
Publicado en el blog Ecohéroes de El Mundo.es

17 de junio de 2011

Yo #soy15m

Como parte del #15m me declaro una persona pacífica y condeno radicalmente todo tipo de violencia: la de los violentos infiltrados en nuestras manifestaciones, y la del Estado, que ha causado más dolor y heridos. Además, condeno la manipulación mediática que enfatiza la información sesgada, parcial o errónea con el propósito de demonizar a los ciudadanos.

Si me manifiesto en la calle es porque:
  • Mi participación como ciudadano se ha reducido a votar a listas cerradas cada cuatro años para ver cómo los representantes de los ciudadanos no respetan lo prometido en su programa.
  • Se hacen leyes a favor de grupos de interés en vez de hacerlas a favor del conjunto de la sociedad.
  • Se invierten recursos públicos para ayudar a minorías poderosas, y no a quienes están pasando situaciones desesperadas ocasionadas por la especulación financiera.
  • Los grandes partidos están más preocupados por mantener su poder que por ofrecer soluciones para superar esta crisis histórica.
  • Está a punto de firmarse un “Pacto del Euro” que consiste fundamentalmente en medidas para reducir la inversión pública en servicios esenciales.
  • Desde diferentes órganos del estado se ha insultado a los ciudadanos, e incluso se ha justificado el recurso a la violencia contra manifestantes pacíficos.
Como parte del #15m, acepto y respeto la diversidad ideológica del movimiento. Cuando participo en una manifestación no reclamo un régimen o una ideología en concreto, ni un modelo social no democrático, ni la eliminación de los partidos o los parlamentos. Lo que reclamo es una democracia mejor y más humana que, entre otras medidas, necesita urgentemente:
  • Cambios en la Ley Electoral para permitir una mejor y más directa representación de los ciudadanos en los parlamentos y una mayor participación ciudadana en las decisiones importantes.
  • Aprobación de una Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública para obligar a la publicación en formatos adecuados y reutilizables de todos los gastos, decisiones y reuniones con grupos de presión por parte de funcionarios y cargos públicos.
  • Tolerancia cero a la corrupción de candidatos y cargos públicos, y controles ciudadanos para la exigencia de responsabilidad política.
  • Separación clara, real y efectiva de los poderes del estado.
  • Control fiscal efectivo de grandes fortunas y operaciones financieras; eliminación de privilegios fiscales a cargos electos.
  • Políticas encaminadas a solucionar de forma efectiva los problemas hipotecarios y de vivienda.
  • Servicios públicos de calidad, fundamentalmente salud, justicia y educación.
  • Eliminación de las leyes que permiten el control administrativo de Internet. La red ha demostrado ser esencial para la libertad de expresión y para responder al peligro de manipulación mediática.

Por todas estas razones volveré a salir pacíficamente a la calle el 19 de junio, #19j.

Si estás de acuerdo, aprópiate del texto y divúlgalo (enlace al documento original)

16 de junio de 2011

19J, si no voy, reviento

Yo iré, porque sino voy, reviento.

Reviento porque no aguanto más observar como se nos hunde el sistema y parece que no va con nosotros. Reviento porque este sistema se rige por la avaricia, el ladrocinio, la estafa y la mentira. 

Si no voy reviento, porque se acabó para mi trabajar para mi sustento mientras mis vecinos pierden la alegría y la estabilidad de futuro mientras las minorías con privilegios, miran para otro lado e incluso denigran a los perdedores de una sucia batalla.

Si no voy reviento, porque ya no puedo aguantar más viéndolas venir, mientras corruptos, defraudadores, infiltrados y canallas, son todavía los héroes de una sociedad que huele a mierda por todos sus lados.

Si no voy reviento, porque la mas bella historia de amor hacia la democracia en tiempos modernos se ha cocinado en manifestaciones, plazas y mentes con las que me siento identificado y me duele ver como la parte de sistema, totalmente podrida, ataca a los sueños colectivos de vivir, sólo vivir y funcionar sin hacer daño a nada ni a nadie

Si no voy reviento y me siento indigno con mis compañeros de especie.

Si no voy, si no estoy, no me sentiré bien con mis principios, jamás.

Allí nos vemos, ¿vendrás tu también?

Manolo Vilchez, ciudadano indignado hasta que está democracia sea real, digna y justa



Inside Job. Se recomienda su visionado

Inside Job (Trabajo confidencial) subtitulada español from Marc renye on Vimeo.

14 de junio de 2011

La isla de los delirios

 
Fotos: C.F.

Noticia de última hora: aparece un “yeti” verde en el estuario del río Hudson. Con la jungla de alfalto a sus espaldas, y con la piel mojada por las últimas tormentas, cualquiera diría que el monstruo de hierba ha llegado hasta aquí huyendo del fragor de la ciudad, hasta encontrar su lugar natural en las explanadas de la Isla de los Gobernadores...

El “yeti” de “yerba” es la última obra de Edina Tokodi, que lleva seis años sembrando la ciudad con graffitis verdes y que este año se ha sumado al aquelarre colectivo de Figment, el festival de arte colaborativo que convierta la isla más olvidada de Nueva York en un  lienzo delirante.

     
Edina, nacida hace 23 años en Kecskemet (Hungría), empezó a usar musgo, hierba y tierra en sus obras como una manera de evocar el campo que le faltaba. En las calles de  Brooklyn ha dejado su estampa en imágenes fugaces de conejos, gallinas, ciervos, cebras, osos, águilas y demás fauna urbana. También en siluetas humanas, retratos e instalaciones que han cobrado increíble vida vegetal...
    
Como artista siento la necesidad y la urgencia de proteger la naturaleza”, asegura Edina. “Y sigo sintiendo tal vez esa carencia que me empuja a seguir trabajando con materiales orgánicos que tienen vida propia, y que con el tiempo se deterioran inevitablemente”.
      
Dos tormertas consecutivas estuvieron a punto de arruinar su “yeti”, pero el monstruo de la naturaleza ha vuelto a rugir como si nada en Governors Island, ante el pasmo de los paseantes, que corren raudos a hacerse la foto con la ciudad al fondo... “He querido introducir ese elemento de feria para que la gente juegue e interaccione con el arte, que para mí equivale siempre a participación
colectiva”.

     
Dejamos a Edina con su “yeti” (que ha sido avistado 'ultimamente en Dumbo, bajo el puente de Brooklyn) y acudimos al reclamo de Isabelle Garbani, haciendo punto con bolsas de plástico con las que luego “viste” los troncos y las ramas de los árboles... “Cada minuto se consumen en el mundo un millón de bolsas. Lo que pretendo de algún modo es llamar la atención y paliar en lo posible este desastre, dando un uso ecológico y estético al plástico”.

     
Los troncos se convierten en tótems de colores con el arte plastificado de Isabelle, que todos los fines de semana instruye a decenas de voluntarios en la infatigable labor. La última vez que la vimos había logrado hacerle jersey, bufanda y guantes a cuatro árboles, con el hilo interminable de cuatro mil bolsas, y las que siguen llegando.

Entramos definitivamente el Jardín de los Sueños de Governors Island: nuestros anfitriones son el mexicano Antonio Torres y Michael Loverich, ganadores de la competición artística de este año con “Burble Bup”. Los dos jóvenes arquitectos, unidos bajo el nombre de Bittertang, tienden un puente entre “lo visceral y lo digital” y nos invitan a explorar al mismo tiempo los placeres naturales y sintéticos.

     
Su instalación es un amasijo de tubos de arena y astillas de madera, con una corona rosa de flotadores hinchables que crean un juego constante de luces y contraluces. Lo orgánico y lo artificial se dan la mano en este espacio mágico, que será hasta septiembre el epicentro de Governors Island, el recóndito patio de recreo que aún no conocen la mayoría de los neoryorquinos.

Merece sin duda la pena tomar el ferry (gratis) en la punta de Manhattan y recorrerse la isla de los delirios a pie o en bicicleta, y saludar en su banco al hombre transparente, y sentarse en la mesa imposible de los Revilusionarios, y entrar en el Palacio de los Espejos Verdaderos, y saludar ya de regreso a la Estatua de la Libertad, rodeada por esa bruma vespertina que presagia el rugido atronador de los rascacielos ¡Otra vez tormenta!


Carlos Fresneda

13 de junio de 2011

¡ GRAZIE ITALIA ANTINUCLEARE !

Gran día para el mundo, a la mierda la tecnonucleocracía entera, en Italia. Y sigamos, queda mucho por hacer. Y aquí entre tanta basura que limpiar !REFERENDUM YA¡ !DEMOCRACIA REAL YA¡

¡ GRAZIE ITALIA ANTINUCLEARE !



¡GRAZIE MERCHE MAS Y A TODA LA CIUDADANIA ANTINUCLEAR DE ITALIA!


19 de Junio de 2011 – Manifestaciones contra el Pacto del Euro y por una Democracia Real Ya

las mejores galas que tengas, las mayores ganas que puedas, con toda la energía que desees entregar a la defensa de lo tuyo y de todas las personas de bien, que indignadas, hemos dicho basta y echando a andar...

Que es el pacto del euro y porqué se convoca el 19J




El 19 de abril, la Comisión de Economía y Asuntos Monetarios (ECON) del Parlamento Europeo aprobó seis paquetes de medidas para “fortalecer el control presupuestario y la coordinación de políticas económicas en la zona euro”. Medidas que serán aprobadas por el propio Parlamento en este mes de junio sin prácticamente tiempo para su discusión.
Algunas de estas medidas consisten en la vinculación de los salarios a la productividad, aumentar la edad de jubilación y trasvasar fondos a los planes privados de pensiones, introducir en las Constituciones de los Estados la obligatoriedad de limitar los déficits públicos, establecer un calendario para la reducción de la Deuda Pública y disciplinar a los países con desequilibrios macroeconómicos graves, incluyendo la falta de competitividad pero no el paro. Paco Álvarez nos explica el tipo de medidas que se quieren adoptar y a quienes afectarán de manera
directa.






9 de Junio de 2011 – Manifestaciones contra el Pacto del Euro y por una democracia real


Localidades convocadas:
  • La Línea (Cádiz)
    • Convoca: Democracia Real Ya! La Línea
    • Acto: Concentración
    • Lugar: Plaza de la Iglesia. La Línea de la Concepción (Cádiz)
    • Hora: 20:00 h.
    • Contacto: drylalinea@gmail.com
  • Melilla
    • Convoca: DRY Melilla
    • Hora: 18:00
    • Lugar: Frente Suboficiales en el paseo marítimo, manifestación hasta el parque en la playa  justo antes de llegar al puente. Actividades en este parque hasta entrada la noche.
    • Evento: http://www.facebook.com/event.php?eid=230011683675647
    • Contacto: melilla@democraciarealya.es

  • Convoca: Teruel toma la plaza
  • Hora: 19:30
  • Recorrido: Plaza San Juan a Plaza Torico.
  • Contacto: teruel.tomalaplaza@gmail.com
  • Toledo

  • Torrevieja

  • Tudela

  • Ubrique

  • Valencia

  • Valladolid

  • Vigo