5 de diciembre de 2009

OBAMA ASISTIRÁ AL FINAL DE LA CUMBRE DE COPENHAGUE

El presidente Obama decidió cambiar ayer de planes para poder asistir a la recta final de la cumbre del cambio climático en Copenhague y ante la posibilidad de impulsar “un significativo acuerdo político” en el que también participarían China e India.

Obama tenía previsto viajar a capital danesa el 9 de diciembre, de camino hacia la ceremonia de entrega del Nobel de la Paz en Oslo el día siguiente. El presidente norteamericano viajará finalmente el 18 de diciembre a Copenhague, el momento crucial de la cumbre a la que se espera acudan decenas de líderes políticos de la Unión Europea y de todo el mundo.

La Cumbre contra el Cambio Climático se celebrará del 9 al 18 de diciembre en Copenhague | Efe

Todavía hay asuntos importantes que deben ser negociados antes de poder llegar a un acuerdo, pero esta decisión refleja el compromiso del presidente de hacer todo lo que pueda para lograr un resultado positivo”, declaró el portavoz presidencial Robert Gibbs.

El anuncio se produjo a las pocas horas de que India anunciara su disposición para ralentizar sustancialemente el aumento de las emisions de CO2 previsto para la próxima década. China hizo un anuncio similar la semana anterior, mientras que Obama dio instrucciones a los negociadores norteamericanos para poner sobre la mesa el compromiso suscrito por la Cámara de Representantes de EEUU: un 17% de la reducción de las emisiones en el 2017 y un 83% en el 2050.

La decisión inicial de Obama de hacer una breve escala en Copenhague, camino de Oslo, fue criticada como “oportunista” por grupos ecologistas como Greeenpeace. El presidente hará ahora un viaje relámpago a la capital noruega para la ceremonia del 10 de diciembre y regresará a Europa con más tiempo y para implicarse personalmente en la negociación final de la cumbre.

La Casa Blanca trabaja contrarreloj para intentar llegar también a un nuevo acuerdo con Rusia para la reducción del arsenal nuclear por las mismas fechas, lo que supondría una “doble campanada” fin de año para Obama, cuya popularidad ha descendido preocupantemente hasta un 48% entre sus compatriotas.

Carlos Fresneda, correspondal Nueva York
Publicado en El Mundo

No hay comentarios: